Hola a todo aquel que se tome su tiempo para pasar por este humilde rincón. En este blog, se publicarán mis fics, esos que tanto me han costado de escribir, y que tanto amo. Alguno de estos escritos, contiene escenas para mayores de 18 años, y para que no haya malentendidos ni reclamos, serán señaladas. En este blog, también colaboran otras maravillosas escritoras, que tiene mucho talento: Lap, Arancha, Yas, Mari, Flawer Cullen, Silvia y AnaLau. La mayoría de los nombres de los fics que encontraras en este blog, son propiedad de S.Meyer. Si quieres formar parte de este blog, publicando y compartiendo tu arte, envía lo que quieras a maria_213s@hotmail.com

Translate

lunes, 12 de marzo de 2012

Solos tú & yo * Capítulo 28






ADAPTACIÓN

Capítulo 28:



Esta vez cuando llego a Summerland, me paso de largo el aterrizaje en el campo, eligiendo en cambio caer justo en el medio de lo que ahora me gusta pensar como la calle principal. 
Luego me levanto, me sacudo, asombrada de ver a todos a mí alrededor solo siguiendo con sus asuntos, como si ver alguien caer del cielo a la vereda fuese algo normal, algo que ocurre todos los días. Aunque supongo que por estas partes lo es.

Me abro camino pasando por bares, karaokes y salones para el cabello, caminando los mismos pasos que Senna y Zafrina me mostraron, sabiendo que podría solo desear estar ahí en cambio, pero aun ansiosa por aprender los caminos. Y luego de pasar rápidamente por el callejón y un giro repentino en el boulevard, corro por los escalones de mármol y me paro frente a esas puertas enormes del frente, viendo como se abren para mí.

Entro al hall de mármol, notando como esta mucho mas lleno que la vez anterior. Revisando las preguntas en mi cabeza, no muy segura si necesito los registros Akashic o si puedo encontrar mis respuestas justo aquí. Preguntándome si mis preguntas como ¿exactamente quien es Emmett? Y ¿Cómo puedo frenarlo y salvarle la vida a Edward? Requieren ese tipo de acceso asegurado.

Pero entonces, sintiendo que debo simplificar y unirlo todo en una oración ordenada, cierro los ojos y pienso: Básicamente, lo que quiero saber es esto: ¿Cómo puedo volver todo a como era antes?

Y en cuanto el pensamiento se completa, una puerta se abre frente a mí, su calida luz invitándome a entrar a un cuarto blanco y sólido, ese blanco como arco iris. Solo que esta vez, en vez del banco blanco de mármol, hay un reclinador de cuero.

Me muevo hacia él, tirándome en el asiento, extendiendo el apoya pies, y acomodándome. 

Sin darme cuenta que estoy sentada en la réplica exacta de la silla preferida de mi papa. Corro los dedos por el cuero. Ahogando el llanto cuando me acuerdo de ese día. Todos esos días. Cada uno de esos deliciosos y encantadores días que una vez di por sentados pero ahora me encuentro extrañando tanto que apenas puedo soportarlo.

Haría lo que fuese para poder volver. Lo que sea si pudiese volver y ponerlo de la manera en la que alguna vez fue…

Ni apenas el pensamiento se completa, cuando el espacio antes vacío empieza a transformarse.
Rearreglandose de un cuarto casi vacío con solo el reclinador a una réplica exacta de nuestro viejo estudio.

El aire perfumado con el olor de los famosos brownies de mi mama, mientras las paredes se
transforman de un blanco perlado a un suave beige que ella prefería llamar “madera perlada”. Y cuando la colcha de tres azules que mi abuela tejió de repente cubre mis rodillas Viendo como todas las piezas se acomodan en sus lugares, hasta que cada foto y libro esta presente. Pedí que todo volviese a como estaba antes.

Porque la verdad es que, me estaba refiriendo a Edward y a mi…
¿O no?
O sea, ¿es realmente posible volver atrás en el tiempo?
¿O es esta réplica de vida, este repentino panorama familiar, lo mas cerca que llegare jamás?

Pero justo en cuanto me cuestiono mí alrededor y el verdadero significado de lo que quise decir, la televisión se enciende, y una serie de colores corren por la pantalla… una pantalla hecha de cristal, justo como el cristal que vi el otro día.

Arreglo la manta a mí alrededor, apretándola bajo mis rodillas, mientras las palabras L´HEURE BLEUE llenan la pantalla. Y justo cuando me estoy preguntando que podrían significar, una definición escrita en la más hermosa caligrafía aparece, diciendo:

Una expresión francesa, “la hora azul” se refiere a la hora entre el amanecer y la noche. Un
momento reverenciado por la cualidad de su luz, y también por ser el momento en el que el olor de las flores es más fuerte.

Miro de soslayo a la pantalla, mientras las palabras desaparecen y la imagen de una luna aparece en su lugar… una luna llena gloriosa… brillando del más hermosos azul… un matiz que es casi igual al cielo.

Y entonces… y entonces me veo a mi… en esa misma pantalla. Vestida de jeans y un suéter negro, mi pelo suelto, mirando por una ventana a la misma luna azul… mirando mi reloj como si esperase algo… algo que esta pronto a llegar. Y a pesar del estado borroso, como si fuese parte de un sueño, de verme a mí a pesar de no ser realmente yo, puedo sentir lo que ella siente, escuchar lo que ella piensa.

Ansiosamente esperando el momento en que el cielo se torne del mismo tono que la luna, un hermoso azul profundo y oscuro sin rastros del sol… sabiendo que es la única oportunidad que tiene de encontrar su camino de vuelta a este cuarto y volver a un lugar que alguna vez creyó perdido.

Yo miro, mi vista pegada a la pantalla, jadeando mientras ella levanta una mano, presiona un dedo en el cristal, y es llevada en el tiempo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Graciias por dejar tus palabras, estas hacen que quiera seguir escribiendo, y que cada día le ponga más ganas!!

Gracias al blog smilersheart.blogspot.com
por esta firma :)