Hola a todo aquel que se tome su tiempo para pasar por este humilde rincón. En este blog, se publicarán mis fics, esos que tanto me han costado de escribir, y que tanto amo. Alguno de estos escritos, contiene escenas para mayores de 18 años, y para que no haya malentendidos ni reclamos, serán señaladas. En este blog, también colaboran otras maravillosas escritoras, que tiene mucho talento: Lap, Arancha, Yas, Mari, Flawer Cullen, Silvia y AnaLau. La mayoría de los nombres de los fics que encontraras en este blog, son propiedad de S.Meyer. Si quieres formar parte de este blog, publicando y compartiendo tu arte, envía lo que quieras a maria_213s@hotmail.com

Translate

jueves, 24 de abril de 2014

El chico del apartamento 512 * Capítulo 2

Disclaimer: Los personajes de Twilight son propiedad de Stephanie Meyer, yo solo los ocupo para jugar un poco con ellos en mi mente loca, esperando que les guste.

Sumary: Fue en una tarde lluviosa en que con la llegada de ella se conocieron, no solo llegando a un nuevo departamento sino también a la vida de alguien más y a partir de ese momento sus vidas se entrelazaron sin pensarlo. Iluminando sus vidas al dar una vuelta de 180°; hasta donde los llevara esta relación que comenzaron sin saber exactamente el cómo comenzó.


EL CHICO DEL APARTAMENTO 512 * CAPÍTULO 2
by: AnaLau


Cap. 2 INVITACIONES

Había pasado una semana desde que ella llego a su departamento y a pesar del tiempo que había pasado se
encontraba un tanto ansiosa al no volver a toparse con aquel chico de brillantes ojos verdes como dos preciosas esmeraldas como ella misma los había catalogado.

Era un poco tarde cuando se encontraba arribando a su departamento y es que llevaba cuatro días en su nuevo y primer trabajo ya que recientemente había egresado de la universidad como ingeniera en sistemas computacionales.

Cuando por fin se encontró en la comodidad de su pequeña sala uno ligeros golpes en la puerta la sacaron de su ensoñación, extrañada por su inesperada visita acudió a abrir la puerta y se encontró más extrañada al observar a una pequeña (incluso un poco más que ella) y menuda mujer de pelo negro y corto que apuntaba en todas las direcciones posibles, la pequeña chica al ver que por fin le abrían la puerta le soltó un efusivo saludo.

-Hola - Dijo la chica mientras le tendía las manos las cuales estaban ocupadas por una pequeña tarta de fresa – Mi nombre es Alice Brandon y soy tu vecina vivo en el departamento 514.

- ¿Hola? – Pregunto debido a la sorpresa - Yo soy Isabella Swan, pero me gusta más que me digan Bella – Dijo un tanto extrañada por la efusividad y alegría que parecía irradiar del cuerpo de la pequeña chica.

- Toma – Dijo Alice – Esta es la manera en la que te doy la bienvenida al edificio. ¿Puedo pasar? – Le pregunto Alice con una sonrisa en su cara, la cual decayó al instante – bueno… este espero que la disfrutes
– Dijo al ver que la chica no le decía nada, ella se sintió desilusionada.

- Perdón – Dijo Bella mientras que se hacía a un lado para dejarla pasar – Adelante pasa no quería ser grosera, lo que pasa es que me sorprendiste eso es todo.

En cuanto Alice escucho esas palabras una enorme sonrisa se volvió a afianzar en su rostro.

Al momento de entrar se dio cuenta del aspecto sencillo pero acogedor del lugar, ella llego hasta una pequeña sala de sillones con apariencia cómoda de color café oscuro con una mesita de centro en la cual reposaba un pequeño adorno.

Alice se instaló cómodamente en uno de los sillones mientras que Bella le preguntaba que si le apetecía una taza de café con un trozo de tarta, invitación que ella acepto encantada, mientras que internamente aún se preguntaba por qué sentía tantos deseos de conocer a la nueva chica que en ese momento se encontraba en la cocina preparando el café, buscando un cuchillo y unos platos para cortar la tarta. Solo sabía que una vocecita en su interior le decía que serían muy buenas amigas.

Bella sacó a Alice de sus pensamientos en cuanto ella entro en la sala con unas tazas de café y los platos a los cuales Alice se ofreció a ayudarle a transportarlos para después servir las rebanadas de tarta, gesto que Bella agradeció ya que sabía que no contaba con un buen equilibrio como para ponerse a hacer malabares con café en medio de su sala.

Una vez instaladas cómodamente en la sala las dos chicas comenzaron a platicar ya que Alice se caracterizaba principalmente por una curiosidad que era difícil de saciar así que ella comenzó el interrogatorio.

- Y cuéntame, ¿Estás viviendo aquí sola? – Pregunto una muy curiosa Alice.

- Si – respondió Bella – Llegue la semana pasada.

- Ahaa… y se puede saber ¿Porque te mudaste a la ciudad de Nueva York? – Pregunto Alice.

- Bueno… - Dijo Bella mientras pensaba en la verdadera razón por la cual había dejado su querido pueblo donde vivía con sus padres – Desde que entre la universidad comencé a independizarme y deje mi casa y ahora que me gradué me ofrecieron un buen puesto aquí, decidí aceptar el empleo y la verdad es que me gusta mucho. Y tú ¿Cuánto tiempo llevas viviendo aquí? – Pregunto Bella que prefería escuchar que ser escuchada ya que odiaba convertirse en el centro de atención y como Alice parecía una chica de largas conversaciones pensó que lo mejor sería que ella hablara la mayor parte del tiempo.

- Bueno yo vivo aquí desde hace casi un año, comparto el departamento con mi hermanito – Dijo Alice con un sarcasmo que al parecer Bella no noto - Emmett y pues como me dejo sola hace un rato y vi que llegabas decidí que sería una buena idea venir a presentarme y veme aquí – Dijo mientras soltaba una pequeña risa - Además de que quería provechar mi visita para invitarte a una pequeña reunión que vamos a hacer en mi departamento con los vecinos del piso así puedes aprovechar para conocer a los demás vecinos y como también viene mi adorable Jazz con su hermana. Anda di que sí es una gran oportunidad de conocer a los demás y te aseguro que te la vas a pasar muy bien – Pidió Alice.

- No lo sé Alice yo… - no pudo terminar de hablar ya que la distrajo un pequeño puchero de tristeza digno de una niña de tres años, y ese gesto la desarmo así que pregunto – ¿Cuándo es?

- Es mañana en la tarde poco después de las cinco de la tarde – Dijo con una enorme sonrisa de satisfacción y autosuficiencia por haberse salido una vez más con la suya – No te arrepentirás ya lo veras – Le decía Alice, pero la verdad es de que ya se estaba arrepintiendo en ese preciso momento.

De esta manera se la pasaron platicando de lo bien que se lo iba a pasar en la fiesta y de los arreglos que aún tenía que hacer.

La plática se demoró poco más de una hora, tiempo suficiente para que Bella se fuera relajando poco a poco en compañía de Alice descubriendo lo mucho que le gustaba hablar con ella, lo único que le dio miedo fue el darse cuenta de que la pequeña chica sí que le gustaba hacer las cosas en grande y no dejaba
escapar ni un pequeño detalle.







1 comentario:

  1. ooooo *_* Quiero leer el próximo cap :))))

    ResponderEliminar

Graciias por dejar tus palabras, estas hacen que quiera seguir escribiendo, y que cada día le ponga más ganas!!

Gracias al blog smilersheart.blogspot.com
por esta firma :)